Visita de un día por Camagüey, en Cuba

Continuamos con nuestra ruta por Cuba dirección al este de la isla y el siguiente destino fue Camagüey. Es una ciudad que está a medio camino entre Trinidad y Santiago de Cuba. Quizás no sea la más turística, pero es interesante visitarla y además así conoceremos una ciudad más real. Pasamos únicamente una noche, tiempo que creemos suficiente para ver los principales lugares antes de partir al siguiente punto. Vamos a explicar qué visitar en Camagüey en un día.

Visita de un día a Camagüey

Fuimos de Trinidad a Camagüey en Viazul. Cogimos el bus que sale a las 08:00h y llega sobre las 13:40h. Cuesta 15 dólares y como suele ser habitual realiza una parada de una media hora para que la gente coma. Al final estas paradas también se agradecen aunque sea para estirar las piernas un rato. Durante nuestro viaje por Cuba nos movimos principalmente en autobús.

A diferencia de la mayoría de ciudades de Cuba donde estuvimos, la estación de autobuses de Camagüey está muy lejos del centro. Tuvimos que buscar la manera para ir a nuestro alojamiento. De primeras nos ofrecieron taxis piratas. Básicamente gente que se dedica a transportar turistas en su coche. Pedían 10 CUC. Luego lo bajaron a 8 y 7 CUC. Pero nosotros sabíamos que lo mejor siempre es coger taxis oficiales. No había ninguno por allí pero al momento vimos aparece uno. Terminamos yendo por 5 CUC en lo que era un trayecto de unos 5km.

Después de dejar las cosas en el alojamiento nos fuimos a comer. Era ya sobre las tres de la tarde y había hambre después de toda la mañana viajando. Fuimos a un restaurante con el que tenía algún convenio el alojamiento donde nos quedábamos (le darían alguna comisión por llevar allí a sus huéspedes). Comimos bien, aunque no fue nada realmente destacable. Nos costó unos 12 CUC por cabeza, por lo que no fue barato.

Por fin nos pusimos en marcha para visitar Camagüey en un día. Hicimos un recorrido a pie por los principales lugares turísticos. Hay que decir que en nuestro caso estuvimos únicamente esa tarde y sin problemas vimos todo lo que teníamos marcado. Es una ciudad relativamente pequeña y que se recorre muy bien caminando.

Qué ver en Camagüey

En primer lugar fuimos a visitar algunos lugares que teníamos marcados para ver en el centro de Camagüey. Uno de los primeros puntos que visitamos fue el Teatro Principal de Camagüey. Se trata de un bonito edificio que guarda tras de sí una historia bastante dilatada, ya que data de 1847, aunque oficialmente fue inaugurado en 1850.

Teatro Principal de Camagüey
Teatro Principal de Camagüey

Muy cerca de aquí está la plaza de los Trabajadores, donde se encuentra también la iglesia de Nuestra Señora de la Merced. Aquí veremos también algunos edificios bonitos e históricos. Es un lugar de paso para mucha gente y siempre suele haber movimiento.

Plaza de los Trabajadores
Plaza de los Trabajadores

A pocos pasos caminando está la calle República. Es una de las arterias principales de Camagüey. Sin duda un lugar que debemos visitar. Hay un gran flujo de personas constantemente, ya que por aquí hay muchas tiendas. En una de las esquinas podremos ver la iglesia de Nuestra Señora de la Soledad.

Bajando por la calle República llegamos a una plaza donde se encuentra la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús. Desde aquí fuimos al parque Casino Campestre. Es una zona bastante amplia, donde los locales vienen a pasear o jugar. Es considerado como el parque urbano más extenso de toda Cuba.

En esta zona está también la plaza de la Revolución. Es uno de los lugares más representativos que ver en Camagüey.

Plaza de la Revolución, un lugar que ver en Camagüey
Plaza de la Revolución, un lugar que ver en Camagüey

Vuelta al centro de Camagüey pasamos por la plaza San Juan de Dios. Merece la pena conocerla. Veremos edificios con las típicas fachadas y puertas tradicionales de Cuba.

Desde aquí llegamos a lo que es el corazón de Camagüey: el parque Ignacio Agramonte. Es la plaza principal de la ciudad, la que más vida tiene y donde podemos ver edificios muy representativos. Aquí se encuentra la casa de la Trova, la catedral de Nuestra Señora de la Candelaria y algunos bares y restaurantes.

Parque Ignacio Agramonte
Parque Ignacio Agramonte

Uno de estos bares es el popular El Cambio. Es un bar histórico donde se reunía la gente durante la Revolución. Está decorado de forma curiosa. Una parada interesante para hacer.

Con esto pusimos punto y final a nuestra visita por Camagüey. Vimos en un día los principales lugares turísticos y por la noche fuimos a cenar al restaurante El Solar, que está muy cerca del parque Ignacio Agramonte. Lo vimos por Internet y la verdad que fue un acierto. Muy buena comida, es bastante económico y tiene una terraza con buenas vistas.

Cena en el restaurante El Solar, en Camagüey
Cena en el restaurante El Solar, en Camagüey

Una de las cosas que más destacamos de Camagüey es que la vimos una ciudad más real. No nos encontramos con turistas prácticamente en ningún sitio. Pudimos caminar por sus calles y únicamente encontrarnos personas siguiendo si vida diaria, sin toparnos con tiendas o restaurantes únicamente orientados al turismo, etc. Esto choca un poco con lo que vimos en otras ciudades como Cienfuegos y lógicamente Trinidad.

Al día siguiente continuamos con nuestra ruta por Cuba y tocaba un movido trayecto hasta Santiago de Cuba. De eso hablaremos en el próximo artículo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web está protegida con reCAPTCHA. Aplican la Política de Privacidad y los Términos de Servicio de Google.

Los datos que proporciones mediante este formulario serán tratados por Javier Jiménez García como responsable de este blog. La finalidad de la recogida de estos datos es para responder a tu consulta. Estos datos estarán almacenados en los servidores de webempresa.com. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión enviando un correo electrónico a mediopeniqueblog@gmail.com. Puedes consultar la información completa y detallada sobre privacidad en mi política de privacidad.