Qué ver en el País Vasco en una ruta de una semana

En esta región del norte de España podemos encontrar destinos muy variados. Podemos visitar ciudades de gran valor turístico como San Sebastián, Bilbao o Vitoria. También podemos visitar pueblos costeros muy bonitos, espacios naturales donde realizar rutas o conocer lugares con historia. Vamos a hablar de qué ver en el País Vasco en una semana. Un recorrido en coche por los principales lugares y organizar así un itinerario.

Qué visitar en una semana en el País Vasco

Siempre que viajamos a cualquier lugar una de las limitaciones es el tiempo. Debemos calcular cuánto podemos necesitar para ver todo lo que queremos. En nuestro caso hicimos un viaje de 7 días al País Vasco con la intención de ver lo principal de esta bonita región. Hicimos una ruta donde incluimos las tres provincias, sus principales ciudades y pueblos, así como algunas visitas a espacios naturales.

En nuestro caso hicimos una ruta en coche de una semana por el País Vasco. Dividimos la región en diferentes zonas y de esta forma cuadramos lo mejor posible el tiempo. El hecho de ir en vehículo propio viene muy bien, ya que las distancias no son grandes y podemos ir de un sitio a otro con facilidad.

Vamos a mostrar cuál fue nuestro itinerario por el País Vasco día a día. Nosotros lo hicimos así, empezando por la provincia de Álava, posteriormente Vizcaya y terminando en Guipúzcoa. Una semana bien aprovechada.

Recorrido de una semana por el País Vasco
El Peine del Viento formó parte de la ruta de una semana por el País Vasco

Ruta de 7 días por el País Vasco

Cada uno de los días lo dedicamos a una ciudad grande (cada una de las tres capitales) o una zona concreta de la región. Así aprovechábamos más el tiempo y las distancias, sin tener que recorrer mucho en coche cada jornada. De forma resumida, el viaje de una semana por el País Vasco fue así:

Día 1: Vitoria

Día 2: provincia de Álava

Día 3: Bilbao

Día 4: provincia de Vizcaya

Día 5: provincia de Vizcaya

Día 6: San Sebastián

Día 7: provincia de Guipúzcoa

Vamos a desglosar día a día qué visitar en el País Vasco en una semana. Todos estos lugares los consideramos imprescindibles si vamos al menos esos siete días. No obstante, para aquellos que vayan más o menos días puede servir de base para crear un itinerario que se adapte al tiempo disponible.

Día 1: Vitoria

El primer día de la ruta de una semana por el País Vasco lo dedicamos a conocer la ciudad de Vitoria. Es una de las tres capitales de provincia y sin duda es imprescindible su visita. Es muy accesible a pie, por lo que una vez aparcamos el coche nos podemos olvidar de él y recorrerla sin problemas.

Vitoria-Gasteiz cuenta con uno de los casos medievales mejor conservados de España. Podemos ver diferentes templos góticos, su muralla, recorrer las callejuelas cerca de la catedral de Santa María o potear (como conocen allí ir de un bar a otro) por las calles Correría o Cuchillería, que son dos de las principales.

Pero además de lo monumental, sus plazas, historia, bares… Vitoria es una ciudad verde. Es una de las que más metros cuadrados de zonas verdes cuenta por habitante. En un recorrido de un día por Vitoria podemos empezar por la parte más al sur, donde se encuentra la catedral Nueva, la estatua de El Caminante (una zona más comercial) o la plaza de los Fueros. De ahí podemos subir hacia la plaza de la Virgen Blanca, que es todo un icono de la ciudad, y justo al lado está la Plaza de España.

Plaza de la Virgen Blanca de Vitoria
Plaza de la Virgen Blanca, en Vitoria

Cruzando la plaza del Machete nos adentramos en la zona más elevada, el caso medieval. Allí podemos ver la muralla, el palacio Escoriaza-Esquivel o la catedral de Santa María. También está por aquí cerca la famosa estatua de Ken Follett, que además está en una zona muy bonita: la calle Chiquita.

Por tanto, dentro de un viaje de una semana por el País Vasco y dedicando una jornada a Vitoria, estos serían los principales lugares que visitar, ordenados de sur a norte para facilitar un recorrido a pie ordenado:

  • Estatua de El Caminante: se trata de una escultura emblemática del centro de Vitoria. Es de bronce y mide unos 3 metros y medio de altura. Fue construida a mediados de la década de 1980 y es común que la veamos con algún tipo de elemento decorativo o ropa.
  • Catedral Nueva: la catedral de María Inmaculada, más conocida como la catedral Nueva, es un templo construido a principios del siglo XX de estilo neogótico. Está algo más alejada de lo que sería el centro de la ciudad, junto al parque de la Florida.
  • Plaza de los Fueros: es una plaza construida en la década de los 70 de forma triangular. Destaca un pequeño graderío y frontón, haciendo un homenaje a los deportes y juegos vascos.
  • Plaza de la Virgen Blanca: sin duda la plaza de la Virgen Blanca es uno de los lugares icónicos de Vitoria. Aquí se encuentran las famosas letras con el nombre de la ciudad. Es un lugar muy concurrido tanto por locales como por visitantes. En el centro de la plaza está el monumento en recuerdo a la Batalla de Vitoria, que tuvo lugar en el siglo XIX.
  • Plaza de España: justo al lado está la plaza de España, que también se la conoce como plaza Nueva. Es de estilo neoclásico y forma el típico cuadrado perfecto, rodeados de soportales con arcos. En uno de los lados está la casa consistorial.
  • Plaza del Machete: en otra época la plaza del Machete era el límite de la villa medieval. Está rodeada de edificios muy bonitos y desde aquí podemos subir a la parte más alta del centro de Vitoria.
  • Muralla medieval: la muralla de Vitoria comenzó a construirse en el siglo XI. A principios del siglo XXI fue recuperada y se conserva parte de lo que fue el recinto amurallado.
  • Palacio de Escoriaza-Esquivel: junto a uno de los tramos más visibles de la muralla se encuentra el palacio de Escoriaza-Esquivel. Fue construido a mediados del siglo XVI y es uno de los mejores ejemplos de arquitectura civil de estilo renacentista en la ciudad.
  • Catedral de Santa María: es el principal templo religioso de Vitoria. Es también conocida como catedral Vieja. Fue construida a partir del siglo XIII de estilo gótico.
  • Estatua de Ken Follett: en pleno centro de Vitoria, detrás de la catedral de Santa María, podemos ver una estatua del escritor Ken Follett. Pero, ¿por qué aquí? El motivo es que se inspiró en los trabajos de restauración de la catedral para su libro Un Mundo sin Fin, de la saga de Los Pilares de la Tierra.

ℹ️ No hay que perderse los murales de Vitoria. Podemos encontrar muchos por su casco antiguo. Son muy bonitos y los hay de todo tipo.

Día 2: Recorrido por los pueblos de Álava

Para el segundo día de este viaje de una semana por el País Vasco lo dedicamos a conocer diferentes lugares de la provincia de Álava. Gracias a disponer de vehículo propio podemos movernos sin problemas, ya que las distancias no son grandes y podemos aprovechar muy bien el tiempo.

Antes de partir, una alternativa también es aprovechar media mañana en Vitoria en caso de que nos quede algo por ver. A partir de ahí, carretera y a movernos por los principales sitios para conocer cerca de la capital.

En nuestro caso nos centramos principalmente en dos municipios que queríamos conocer: Labastida y Laguardia. Ambos están en la zona sur de Álava. De uno a otro hay una media hora en coche.

Labastida

La primera visita fue a Labastida. Es un pequeño municipio que pertenece a la Rioja Alavesa. Uno de los atractivos principales son sus bodegas. Es tierra de vino. Pero también cuenta con edificios y lugares que debemos conocer dentro del propio pueblo.

Su casco histórico es muy bonito. Se encuentra en la zona más elevada, desde donde además tendremos muy buenas vistas de los alrededores. Fue declarado Conjunto Histórico Artístico. Uno de los lugares más importantes, justo en el centro, es la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción. Fue construido a partir del siglo XVI en estilos barroco y renacentista.

Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, Labastida
Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, en Labastida

Justo enfrente, al otro lado de la plaza de la Paz, se encuentra el Ayuntamiento de Labastida. Es un edificio barroco, un antiguo palacio considerado Monumento Nacional. Fue construido en la primera mitad del siglo XVIII y tiene dos plantas. De la fachada destaca su triple arco, que sirven para acceder al pórtico.

Labastida fue una importante villa y albergó uno de los núcleos poblacionales más destacados de la zona. De ahí que hoy en día podamos ver muchos edificios palaciegos y construcciones que nos trasladan a otra época. Todo esto lo podemos ver en la calle Mayor.

La calle Mayor está llena de edificios de gran valor histórico-artístico. De estilo barroco, muchos de ellos conservan escudos heráldicos muy bonitos. Algunos ejemplos son la casa palacio de los Paternina o la casa palacio Garizábal.

Al final de la calle Mayor nos encontramos con el arco de Larrazuría. Fue construido entre los siglos XVII y XVIII debido al ensanche que sufrió la población y así poder acceder al casco histórico. Hay otro arco más al norte que es el de Toloño.

Laguardia

Otro municipio que visitar en una semana en el País Vasco es Laguardia. Sin duda fue uno de los más bonitos durante el viaje. Está a una media hora desde Labastida, por lo que lo podemos combinar en una misma mañana o tarde. Se trata de un pueblo bastante turístico, donde vimos muchos más visitantes que en el anterior, al menos ese día.

Una vez más nos vamos a encontrar con un pueblo de la Rioja Alavesa amurallado, de estilo medieval, cargado de callejuelas de gran belleza y mucha historia. Pasear por su casco histórico y recorrer las calles empedradas y ver las casas blasonadas es como si nos trasladáramos varios siglos atrás.

Entre los lugares más destacados está la plaza Mayor. Allí se encuentra el edificio del Ayuntamiento, que tiene el famoso reloj que contiene unos automatismos y representan un pequeño espectáculo varias veces al día.

Plaza Mayor de Laguardia
Plaza Mayor de Laguardia

También es importante la iglesia de Santa maría de los Reyes y San Juan. Forma parte del patrimonio de Laguardia y sus inicios datan del siglo XII. Cerca se encuentra la torre Abacial, de tipo militar/defensiva, de estilo románico y también del siglo XII. Pero sin duda lo mejor de Laguardia es perdernos por sus callejuelas. Tiene rincones muy bonitos que no dejarán indiferente a los visitantes.

ℹ️ En días festivos o fines de semana es complicado aparcar, ya que solo hay aparcamientos a las afueras y no son muy abundantes. En caso de que no encontremos sitios lo podemos dejar en la parte de abajo, antes de coger la carretera que sube hacia el pueblo.

Día 3: Bilbao

Otra ciudad imprescindible que visitar en 7 días en el País Vasco es Bilbao. Sin duda ofrece un amplio abanico de posibilidades a los visitantes. Una ciudad con muchos museos, monumentos, plazas, gastronomía variada, historia…

A diferencia de Vitoria, en este caso los atractivos turísticos están más lejos entre sí. No obstante, podemos visitar la mayoría de ellos a pie. Además cuenta con metro, que nos lleva de una punta a otra fácilmente.

Ver lo principal de Bilbao en un día es posible. Sin embargo lo aconsejable es dedicar al menos medio día más. En nuestro caso fue lo que hicimos y estuvimos un día completo visitando la ciudad, pero también parte del siguiente. Así pudimos ver con tranquilidad el museo Guggenheim y todos los monumentos que podemos conocer en la ciudad. Es buen sitio para hacer base y desde aquí recorrer otros pueblos de la provincia en sucesivos días.

Bilbao, con el museo Guggenheim
Bilbao, con el museo Guggenheim al fondo

Así pues, en una ruta de una semana por el País Vasco, al menos día y medio hay que dedicarlo a Bilbao. Estos son los lugares que incluimos en nuestro viaje:

  • Museo Guggenheim: un lugar imprescindible que ver en el País Vasco y por supuesto en Bilbao es el museo Guggenheim. Es todo un icono de la ciudad y no es para menos. Hay que verlo tanto de día como de noche por fuera. En nuestro caso reservamos media mañana para la visita. Lo ideal es ir a primera hora.
  • Recorrido por la ría del Nervión: desde el museo Guggenheim hasta lo que podríamos considerar el centro de Bilbao hay un paseo muy bonito a lo largo de la ría del Nervión. Pasamos por el puente La Salve (desde donde hay muy buenas vistas), el puente de Zubizuri, el Ayuntamiento de Bilbao, la parroquia de San Nicolás de Bari o el teatro Arriaga.
  • Plaza Nueva: la plaza Nueva es uno de los lugares más importantes de esta parte céntrica de Bilbao. Es de estilo neoclásico, de forma rectangular y repleta de arcos. Está rodeada de muchos bares.
  • Siete calles de Bilbao: es así como se conoce a la parte más antigua de la ciudad. Originalmente eran tres, pero rápidamente subieron a siete calles. El casco viejo está alrededor de la catedral de Santiago y hacia la ría.
  • Plaza de Miguel de Unamuno: otro lugar muy interesante para ver en Bilbao es la plaza de Miguel de Unamuno. Aquí se encuentra el museo Arqueológico. También podemos ver las Calzadas de Mallona, que son unas escaleras construidas en 1745 y que unen esta zona con la parte alta junto a la Basílica de Begoña.
  • Mercado de la Ribera: está junto a la ría del Nervión. Es un gran espacio comercial donde podemos encontrar en su interior muchos sitios para comer. Una visita interesante y además al lado está la iglesia de San Antón.
  • Bilbao La Vieja: se trata del barrio más antiguo de la ciudad. Está enfrente de la zona del mercado de la Ribera. Por aquí veremos tiendas clásicas y zonas de bares.
  • Basílica de Begoña: la basílica de Nuestra Señora de Begoña fue construida entre principios del siglo XVI y XVII. Eso sí, ha tenido diferentes reformas en siglos posteriores. Está situada en una zona elevada. Podemos llegar fácilmente desde la plaza de Miguel de Unamuno, a través de las Calzadas de Mallona.
  • Azkuna Zentroa: un lugar diferente que visitar en Bilbao es Azkuna Zentroa (Centro Azkuna). Es un antiguo almacén de vino, la Alhóndiga de Bilbao, que ahora tiene un uso muy diferente. Fue edificado a principios del siglo XX y ahora es un centro cultural. Mantiene la fachada intacta, pero todo el interior fue demolido. Ahora tiene ocho salas de cine, biblioteca, gimnasio, piscina, salas de exposiciones… Algo que destaca es las columnas, cada una diferente.
  • Plaza Moyúa: la plaza Moyúa es un lugar céntrico donde llegan algunas de las principales arterias de la ciudad. Aquí se encuentra el edificio de la Subdelegación del Gobierno y cerca está el palacio de la Diputación. Es una zona bonita de ver y además cae de paso para otros lugares.
  • Nuevo San Mamés: para los amantes del fútbol es un lugar histórico que merece la pena visitar. Pero para aquellos que no les interese este deporte, también. Es un edificio moderno, que empezaron a construir en el año 2010.

📝 Una opción muy interesante para hacer una visita a Bilbao es realizar un Free tour por los principales lugares.

Día 4: Puente de Portugalete, castillo de Butrón, San Juan de Gaztelugatxe y Bermeo

Siguiendo con la ruta de una semana por el País Vasco, este día fuimos a visitar algunos de los lugares más interesantes de la provincia de Vizcaya. Un recorrido en el que fuimos hasta el puente de Portugalete, el castillo de Butrón, San Juan de Gaztelugatxe y también el bonito pueblo pesquero de Bermeo.

Puente de Portugalete

Visitar el puente de Portugalete es muy sencillo. Incluso podemos dejar el coche aparcado en Bilbao e ir en transporte público. Se llega rápidamente en metro. Es uno de los iconos de Euskadi.

El puente colgante de Vizcaya fue construido entre 1887 y 1893 y hoy en día es considerado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Sin duda es algo que visitar en el País Vasco incluso si solo vamos a pasar unos días. Fue el primer puente del mundo de este tipo y en la actualidad es de los pocos que se conserva.

Pero una vez estamos en Portugalete también podemos visitar su basílica. Es otro lugar interesante y además para los que lleguen en metro cae de camino.

Puente de Portugalete, un lugar que ver en el País Vasco en una semana
Puente de Portugalete, un sitio que ver en el País Vasco en una semana

Castillo de Butrón

Otra visita que recomendamos realizar cerca de Bilbao es la del castillo de Butrón. Por desgracia no se puede visitar por dentro, ya que es una propiedad privada y no está abierto al público. Sin embargo merece la pena verlo aunque sea por fuera.

Está situado a apenas 15km al norte de Bilbao. Este castillo fue iniciado en la Edad Media, aunque el aspecto actual data del siglo XIX. Sin duda es un lugar que sorprende a los viajeros que lo visitan. Tiene una superficie de más de 2.000 metros cuadrados y aún más todo sus alrededores.

Castillo de Butrón, cerca de Bilbao
Castillo de Butrón, cerca de Bilbao

San Juan de Gaztelugatxe

Es uno de los lugares más turísticos. Se ha hecho especialmente famoso por aparecer en Juego de Tronos. Esta pequeña península o islote (está unido a través de un puente sobre roca) tiene la ermita de San Juan, que data de entre los siglos IX y X.

Para llegar hasta allí desde la entrada hay que hacer un recorrido en bajada, para luego volver a subir. Lo mismo a la vuelta. Al menos hay que tener en cuenta un par de horas para la visita. Es necesario reservar entrada con antelación, ya que se agotan fácilmente. Es gratuito.

📝 Los amantes de Juego de Tronos pueden hacer un tour guiado por los escenarios principales de la serie en esta zona de Euskadi.

Bermeo

Una visita muy interesante y para la que podemos dedicar un par de horas o aprovechar y comer por aquí. Es un pueblo de pescadores, podemos ver su puerto viejo, hacer una ruta por sus esculturas y monumentos que son muy conocidos, ver la bonita plaza Sabino Arana o el edificio del casino.

Esta localidad vasca tiene rincones muy bonitos y llenos de atractivos turísticos para los visitantes. La pesca ha tenido siempre un peso muy importante para la sociedad y eso lo podremos ver recorriendo sus calles o visitando el museo del Pescador.

Puerto de Bermeo
Vistas del puerto de Bermeo

Día 5: Guernica, bosque de Oma y Durango

Sin dejar la provincia de Vizcaya, podemos dedicar otro día del viaje de una semana por el País Vasco para visitar otros lugares como Guernica, el bosque de Oma y Durango. Estos sitios también los podemos fusionar en un día más intenso junto a los otros de la jornada anterior, pero para ir con calma es mejor separarlos si hay tiempo de sobra.

Guernica

Guernica debe ser un imprescindible en nuestro viaje. Es una localidad pequeña, pero con muchos lugares interesantes para conocer. Aquí se encuentra el árbol de Gernika, donde se constituyeron los fueros vascos. Esto le otorga una enorme importancia histórica.

También cuenta con museos importantes, como el museo de la Paz o el de Euskal Herria. Por supuesto también podemos ver el mural de El Guernica, así como los refugios antiaéreos. Este municipio merece la pena visitarlo y además se recorre muy bien a pie.

Mural El Guernica
Mural El Guernica

Bosque de Oma

Muy cerca de aquí está el bosque de Oma. Aquí tenemos que reservar algo de tiempo, ya que podemos hacer rutas senderistas. Es famoso por los dibujos en los árboles. Esta obra de arte en la naturaleza fue creada en la década de 1980 y hoy en día es un sitio muy popular para los turistas.

Todos estos árboles se encuentran dentro de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai. Son paisajes muy bonitos y con frondosa vegetación. La ruta básica y circular son 7km desde los aparcamientos, por lo que podemos dedicar al menos un par de horas.

Durango

Más hacia el sur está el pueblo de Durango. Es otro lugar que ver en el País Vasco en una semana. Aquí podemos ver algunos lugares de interés como la iglesia de Santa María, la iglesia de los Jesuitas, el mercado, el edificio del ayuntamiento o la zona de la iglesia y arco de Santa Ana.

Día 6: visita a San Sebastián

San Sebastián es una ciudad que debemos incluir sí o sí en un viaje de una semana por el País Vasco. Sin duda es uno de los lugares más bonitos para conocer. Su espléndida playa de la Concha, el monte Urgull, callejear por su casco viejo o la catedral del Buen Pastor son algunos de los lugares imprescindibles.

Dedicar un día entero a San Sebastián es una buena idea. Si aprovechamos desde por la mañana podemos exprimir las horas y recorrer la ciudad sin problemas. Eso sí, vamos a caminar bastante. Lo mejor es olvidarnos del coche y recorrer todo a pie. Salvo lugares más alejados como el Peine del Viento o subir al monte Urgull, todo lo demás está cerca.

Playa de la Concha, en San Sebastián
Playa de la Concha, en San Sebastián

Estos serían los principales lugares que incluir en una ruta por San Sebastián:

  • Peine del Viento: este conjunto de esculturas es uno de los lugares más conocidos de San Sebastián. En total son tres y cada una de ellas pesa 10 toneladas y están situadas en rocas junto al mar. Esta obra fue finalizada en el año 1976. Hasta aquí podemos llegar a través de un bonito paseo.
  • Palacio de Miramar: este palacio fue construido a finales del siglo XIX y está rodeado de unos bonitos jardines desde donde tenemos unas magníficas vistas de la bahía de la Concha y el monte Urgull al fondo.
  • Playa de la Concha: la playa más famosa y larga de San Sebastián. No importa en la época del año que visitemos este lugar, siempre encontraremos gente incluso dándose un baño. Mide algo más de 1.300 metros de longitud, recorriendo un bonito paseo desde la zona del palacio de Miramar hasta el ayuntamiento.
  • Catedral del Buen Pastor: es un templo de estilo neogótico construido a finales del siglo XIX y es el más importante de la ciudad. Destaca su torre, en el centro de la fachada, de 75 metros de altura.
  • Puente de María Cristina: muy cerca de la catedral está el bonito puente de María Cristina. Cruza el río Urumea y mide 88 metros de longitud. Fue inaugurado en el año 1905. En cada uno de sus extremos cuenta con dos obeliscos.
  • Ayuntamiento: nuevamente junto a la playa de la Concha se encuentra el edificio del ayuntamiento, que está al lado de los jardines de Alderdi Eder. El edificio fue construido a finales del siglo XIX. Antes, hasta 1924, era un casino. Desde 1945 albergó el ayuntamiento de San Sebastián.
  • Calle Mayor y Plaza de la Constitución: una zona muy bonita que ver en San Sebastián es el casco viejo. Por aquí podemos ver lugares como la calle Mayor o la plaza de la Constitución. Son calles peatonales con muchos bares, restaurantes y tiendas.
  • Basílica de Santa María: en el extremo norte de la calle Mayor está la basílica de Santa María del Coro. Es de estilo barroco y las obras finalizaron en el año 1774. En este mismo lugar ya había una iglesia gótica del siglo XII.
  • Monte Urgull: esta conocida montaña está situada justo al lado de la parte vieja de San Sebastián. Tiene una altitud de 123 metros y arriba podemos ver el castillo de la Mota y la estatua del Sagrado Corazón de Jesús, de 12 metros y medio. Desde este lugar hay unas vistas muy bonitas de la Concha y toda la ciudad.
  • Teatro Victoria Eugenia: de vuelta a la ciudad, otro edificio muy bonito para conocer es el teatro Victoria Eugenia. Fue inaugurado a principios del siglo XX y desde entonces ha albergado obras de todo tipo, teatro, ópera, danza…
  • Playa de Zurriola: para finalizar la visita de un día por San Sebastián, cerca del teatro Victoria Eugenia se encuentra la playa de Zurriola. Por aquí también hay un bonito paseo. Es una zona más  tranquila que la de la playa de la Concha.

Día 7: recorrido por los pueblos de Guipúzcoa

El último día de la semana por Euskadi lo dedicamos a recorrer pueblos de la provincia de Guipúzcoa. Hay muchos lugares interesantes que debemos incluir en la lista. No necesariamente tenemos que visitarlos en un día, ya que lo podemos dividir en dos si tenemos tiempo o incluso combinarlo con el día que pasamos por San Sebastián.

En nuestro caso hicimos un recorrido por pueblos de Guipúzcoa como Oñati, Tolosa, Irún y Hondarribia, así como lugares concretos como la basílica de Loyola o los Flysch de Zumaia. Haciendo una ruta en coche, empezando desde la parte más al suroeste hasta el noreste, así sería la visita:

Oñate

Oñate es un bonito pueblo de la provincia de Guipúzcoa, de unos 11.000 habitantes, y que alberga sitios muy interesantes para conocer. Uno de ellos es la Universidad Sancti Spiritus, que fue fundada en 1540 y actuó como tal hasta mediados del siglo XIX. Es un importante edificio renacentista con una bonita fachada.

Enfrente se encuentra la iglesia de San Miguel Arcángel, de la que destaca su torre y claustro. Está junto a la plaza del ayuntamiento, que también es un edificio bonito para conocer. Otro edificio de interés es el monasterio de Santa Clara, más alejado del centro.

Universidad de Oñate
Universidad de Oñate

Tolosa

Otro de los municipios más bonitos de Guipúzcoa es Tolosa. Está situado en el centro de la provincia. Hay que tener en cuenta que se trata de un lugar que tuvo una gran importancia histórica. Podemos ver, por ejemplo, el edificio del Archivo Provincial.

También podemos ver la plaza de Euskal Herria, el mercado del Tinglado, el ayuntamiento, la iglesia de Santa María o el convento de Santa Clara. Todos estos puntos se encuentran cerca unos de otros, por lo que lo podemos recorrer bien caminando.

Basílica de Loyola

El santuario y basílica de Loyola también lo incluimos en nuestra ruta por el País Vasco en coche. Es un complejo religioso en el que destaca especialmente su enorme cúpula. Fue construido entre los siglos XVII y XVIII.

Flysch de Zumaia

Cambiando de pueblos y edificios pasamos a naturaleza. Uno de los lugares naturales más interesantes que ver en una semana en el País Vasco es el Flysch de Zumaia. Son formaciones geológicas que se han ido formando durante millones de años. Tiene una longitud de varios kilómetros a lo largo de la costa y ha tenido una gran importancia para conocer más sobre la historia del planeta.

Declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, estos acantilados forman un paisaje muy llamativo. Hay diferentes lugares para verlos, aunque lo mejor es realizar una pequeña ruta senderista desde la ermita de San Telmo. Es importante saber cuándo son las mareas para verlo mejor.

Más allá de los Flysch, en Zumaia también podemos ver otros lugares como la ermita de San Telmo que ya hemos mencionado, la iglesia de San Pedro Apóstol, el puerto o sus bonitas casas históricas del casco antiguo.

Irún

La ciudad fronteriza de Irún también es interesante para incluir en nuestra ruta. Allí podremos ver edificios y monumentos de gran valor, como el palacio de Arbelaitz, el ayuntamiento o la iglesia de Santa María del Juncal. También zonas como la bonita plaza del Ensanche.

Pero si hay un lugar muy peculiar que ver en Irún es la isla de los Faisanes. Se trata del condominio más pequeño del mundo. Durante seis meses al año pertenece a España y el resto a Francia. Aunque no se pueda entrar en ella, al menos sí podemos verla a lo lejos.

Hondarribia

Muy cerca de Irún se encuentra Hondarribia. Es una localidad muy bonita, con lugares muy interesantes para ver. Es barrio de la marina, junto al puerto, es una de las zonas más destacadas. Allí podemos ver casas coloridas muy vistosas.

También podemos visitar otros muchos lugares de Hondarribia como la puerta de Santa María, la calle Mayor, el ayuntamiento, el palacio de Zuloaga o la bonita plaza de Armas, con el castillo convertido en Parador al lado. Otros lugares son las murallas y puerta de San Nicolás, la plaza de Guipúzcoa y la bonita calle San Nicolás.

Barrio de la marina, en Hondarribia
Barrio de la marina, en Hondarribia

Consejos para hacer una ruta en coche por el País Vasco

Hemos visto los principales lugares que visitar en el País Vasco en 7 días. Ahora vamos a dar una serie de consejos interesantes para organizar la ruta en las mejores condiciones y poder tener en cuenta algunos factores como los días que vamos a pasar, dónde alojarnos, cómo organizar el recorrido en coche o en qué época viajar.

Cuántos días pasar en Euskadi

Hemos planteado una ruta sobre qué ver en el País Vasco en una semana, pero este tiempo puede variar según lo que disponga cada viajero. En nuestra opinión, para ver al menos lo esencial de esta bonita región, ver bien las tres capitales, los principales municipios de cada provincia, así como algunos lugares naturales, al menos hay que echar estos 7 días que hemos indicado.

Sin embargo habrá viajeros que dispongan de menos tiempo. ¿Cuánto tiempo viajar al País Vasco? Es una pregunta que se hacen muchos viajeros pero no tiene una respuesta fija, sino todo lo contrario. Podemos viajar desde apenas 2-3 días hasta muchos más. Eso sí, habrá que adaptar el tiempo y seleccionar qué queremos ver.

Es muy común que los viajeros vayan tres días. Por ejemplo un puente, un fin de semana largo. En este caso evidentemente no vamos a poder ver toda la región. No vamos a poder visitar mucho más allá de una zona. Por ello, nuestro consejo en este caso sería centrarnos en una provincia. De esta forma veremos su capital y también algunos rincones interesantes en los alrededores.

Con un viaje de cinco días ya nos podríamos plantear ver más de una provincia. Depende del tipo de turismo que queramos hacer. Si queremos más turismo urbano, de ciudad, incluso podríamos plantearnos visitar Vitoria, Bilbao y San Sebastián en ese tiempo. Si queremos también ver algo de naturaleza y otros pueblos, lo ideal sería centrarnos en una o dos capitales de provincia y el resto del tiempo ver otros lugares.

Pero, en definitiva, para aquellos que vayan por primera vez a Euskadi y quieran ver al menos lo principal, como fue en nuestro caso, lo aconsejable, al menos en nuestra opinión, es ir una semana. Siempre nos quedarán cosas por ver, lógicamente, pero al menos lo esencial podremos visitarlo.

San Juan de Gaztelugatxe, un lugar que ver en una ruta en coche por el País Vasco
San Juan de Gaztelugatxe, un lugar que ver en una ruta en coche por el País Vasco

Organizar el recorrido en coche por el País Vasco

Sin duda una muy buena idea es hacer una ruta en coche por el País Vasco. Ahora bien, es importante organizar el recorrido para aprovechar el tiempo al máximo. No importa si vamos una semana, más o menos tiempo.

En nuestro caso lo que hicimos fue una especie de ruta circular. Empezamos por la provincia de Álava, visitamos Vitoria y otros municipios de la provincia, para posteriormente ir hasta Vizcaya, ordenando la ruta por día para evitar hacer grandes distancias, y terminar en la provincia de Guipúzcoa.

Por tanto, nuestro consejo es organizar los días tanto por tiempo como por distancia. Es cierto que las distancias no son excesivas, pero conviene trazar una ruta lógica para ir viendo los lugares según dónde estemos. Pero también es esencial pensar en el tiempo. Por ejemplo no es lo mismo visitar San Juan de Gaztelugatxe, donde vamos a tener que hacer una  buena caminata e ir a una hora específica que hayamos reservado, que visitar el castillo de Butrón, que se trata de una visita corta y que podemos ir en cualquier momento.

Dónde aparcar gratis en las ciudades del País Vasco

Es una de las preguntas que nos hicimos: ¿Dónde aparcar en el País Vasco gratis? Lo cierto es que no es tan complicado como pueda parecer, sino todo lo contrario. Todos los municipios tienen aparcamientos gratuitos. Los llaman parkings disuasorios y suelen estar a las afueras. Son ideales para los viajeros, ya que ni siquiera hay que adentrarse por calles buscando sitio libre.

En municipios como Bermeo o Guernica, por ejemplo, cuentan con aparcamientos gratuitos a apenas unos minutos andando del centro. En cambio si vamos a ciudades más grandes como San Sebastián, tienen también parking gratuito pero claro, la distancia es mayor. En este caso tenemos dos opciones: coger un bus lanzadera que salen de estos aparcamientos hacia el centro o caminar 2 o 3 kilómetros.

Si entramos en una ciudad y queremos aparcar gratis la cosa va a estar muy complicada. Son aparcamientos exclusivos para residentes y también están llenos de zonas azules. Por tanto lo mejor es dejar el coche siempre en estos aparcamientos disuasorios gratuitos. Os dejamos un mapa con los aparcamientos gratuitos del País Vasco, los que utilizamos durante nuestro viaje.

Dónde alojarse en Euskadi

Otra pregunta muy importante cuando hagamos una ruta de una semana por el País Vasco es dónde alojarnos. En este caso, al menos por nuestra experiencia, lo ideal es elegir sitios que hagan de base. Por ejemplo nosotros optamos por dormir en Vitoria y desde ahí recorrer tanto la capital como otros municipios de la provincia. También reservamos alojamiento en Bilbao para movernos por Vizcaya y, por último, otro alojamiento en Ormáiztegui, un pequeño pueblo de Guipúzcoa que elegimos por su situación céntrica y poder movernos por la provincia bien.

Los tres alojamientos fueron perfectos para lo que queríamos y todos ellos los recomendamos. Son diferentes. En Vitoria y Bilbao cogimos dos hoteles/hostales sencillos, económicos. En el caso de Vitoria estaba súper céntrico, en una ubicación inmejorable. Respecto a Bilbao estaba más a las afueras, pero había estación de metro al lado y además estaba cerca de una zona para aparcar gratis. Por último en Ormáiztegui cogimos una casa rural, muy tranquila en un pequeño municipio, simplemente para dormir y poder movernos desde allí. Estos fueron los alojamientos:

Mejor época para visitar el País Vasco

Una cuestión que también hay que tener en cuenta es cuál es la mejor época para visitar el País Vasco. En nuestro caso fuimos en el mes de septiembre. Sin embargo esto en realidad es muy personal y también un poco tener suerte. Es decir, podemos ir en pleno julio y que nos pillen días de fresco y mal tiempo, ir en enero y que justo esa semana haga una temperatura agradable y días soleados, etc.

Ahora bien, en general la mejor época del año en cuanto a temperatura agradable y mayor probabilidad de que salgan buenos días es de junio a septiembre. También es buena época mayo y octubre. Los meses de noviembre a abril, especialmente de diciembre a febrero, es cuando las temperaturas son más bajas y también los meses de más lluvia.

No obstante, hay que decir que en el País Vasco no hay épocas tan marcadas como en otras zonas de España en cuanto a diferencia climática. Si vamos en julio o agosto no vamos a encontrarnos con temperaturas excesivamente altas, por ejemplo. Tampoco mucho frío en los meses de invierno.

Podéis ver un mapa con toda la ruta por el País Vasco, dividida por días:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web está protegida con reCAPTCHA. Aplican la Política de Privacidad y los Términos de Servicio de Google.

Los datos que proporciones mediante este formulario serán tratados por Javier Jiménez García como responsable de este blog. La finalidad de la recogida de estos datos es para responder a tu consulta. Estos datos estarán almacenados en los servidores de webempresa.com. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión enviando un correo electrónico a mediopeniqueblog@gmail.com. Puedes consultar la información completa y detallada sobre privacidad en mi política de privacidad.