viernes, octubre 27, 2017

Apoyo total a la movilización por un tren digno en Extremadura

Cuando en los tiempos que corren todos los partidos políticos, sean del signo que sea, se unen por una causa y reman en el mismo sentido, es que estamos ante algo importante. Cuando a esto se le suma el clamor de toda una sociedad al unísono, es que estamos ante un tema de justicia. No es fácil, sea el ámbito de la vida que sea, poner a tanta gente de acuerdo. Esto lo ha logrado Extremadura, lo han logrado los extremeños, con la lucha por el tren digno.

Movilización por un tren digno en Extremadura


Apoyamos la movilización por el tren digno


Nosotros, desde Medio Penique, como extremeños que somos, queremos poner nuestro granito de arena. Queremos unirnos a tantas y tantas voces de ciudadanos llegadas desde todos los sectores de la sociedad. Queremos decir que sí, que estaremos en la movilización del 18 de noviembre en Madrid. Es un tema de justicia, es el momento y es lo que debemos de hacer.

No pedimos nada fuera de lo común. No queremos tener los mejores trenes, los más rápidos. No queremos ser más que nadie. Queremos simplemente lo que creemos que nos corresponde. Lo que, por justicia, tenemos que conseguir. Extremadura necesita tener un tren digno. Los extremeños necesitamos mirar hacia adelante y poder ver unas infraestructuras propias de la época en la que vivimos.

Mapa de trenes de larga distancia en España, rodeando Extremadura

Sobran los motivos


En Extremadura sobran los motivos para pedir las mejoras ferroviarias. Son muchos los casos de averías que podemos ver día tras día en la prensa. De hecho, con datos de este año, hay una avería cada 11 horas en un tren que salga o tenga como destino Extremadura. Estamos hablando de que en lo que va de 2017 ha habido más de 500 problemas en estos trenes.

Por supuesto que es normal que haya averías. En nuestra región todavía hay tramos con traviesas de madera del siglo XIX. Sí, casi 200 años. ¿No va a haber averías? Es la única región de España que no dispone de ferrocarriles de larga distancia (a excepción de las islas, claro).

Tramo Mérida-Llerena, de 1886 (foto diario Hoy)

No existe la doble vía. No pueden pasar dos trenes al mismo tiempo. Esto obliga a que uno tenga que parar en una estación hasta que pase el otro. Si a esto le sumamos las continuas averías… Nos podemos imaginar el tiempo que puede llegar a tardar un tren de Badajoz a Madrid, por ejemplo.

No tenemos un solo kilómetro de vía electrificada, con lo que eso significa para la calidad del servicio.

Líneas limitadas, tiempo infinito


A todo esto hay que añadir las líneas limitadas que tenemos. Es imposible ir en tren de Cáceres a Salamanca, dos ciudades muy cercanas y un tramo por donde discurre un flujo de personas cada semana muy grande. No hay conexión con el norte de la Península, salvo que pasemos primero por Madrid. Claro, hay tipos de trenes que circulan por España que no pueden entrar en Extremadura, ya que las vías no están adaptadas.

Poco hay que decir del tiempo de viaje. Quienes tengan suerte y ese día no haya ningún retraso o avería, de Badajoz a Madrid tardarán entre 5 horas 9 y minutos, en el mejor de los casos, y 8 horas y 30 minutos. Datos tomados de la web de RENFE. O 4 horas y 37 minutos para ir a una ciudad tan próxima como es Sevilla.

Los extremeños, y con total razón, hemos visto cómo la gota ha colmado el vaso. Avería tras avería, retraso tras retraso, promesas incumplidas en los últimos años. Y ya lo que es peor: nuestra seguridad en peligro. Recientemente, por ejemplo, se rompió metro y medio de vía entre Mérida y Cáceres. Hace pocas fechas hubo un descarrilamiento de un tren que circulaba por la región (y no ha sido el único este año).

Es por eso que cuando alguien dice que en Extremadura hay los peores trenes de España, no miente ni exagera.

Rotura de vía, cerca de Mérida (foto El Periódico de Extremadura)

No queremos seguir aislados


Por todo ello, los extremeños nos movilizamos el 18 de noviembre en Madrid. No queremos nada más que lo que nos corresponde por justicia. Queremos un tren digno, unas vías decentes. Queremos estar unidos al resto de España. No queremos que haya una frontera invisible que rodee nuestra región. Queremos estar conectados de sur a norte y de este a oeste.

Nosotros desde Medio Penique hemos tenido la oportunidad de viajar por toda Europa. Hemos recorrido prácticamente la totalidad de los países en tren. Desde la parte más occidental de Noruega hasta Estambul. De Francia a Estonia pasando por países muy diversos. En definitiva, hemos podido comprobar de primera mano cómo son los trenes tanto en regiones muy remotas y despobladas (zonas de Bulgaria, Rumanía o Hungría, por ejemplo) como en las zonas más avanzadas económicamente (Austria, sur de Alemania o Luxemburgo).

En todos estos viajes hemos podido aprender una cosa: las vías férreas, tener un tren decente, es vital para que las regiones avancen, crezcan económicamente y estén preparadas para recibir turismo, exportar productos o, en definitiva, otorgar a la ciudadanía de un servicio básico como es el poder moverse de un lugar a otro.

Extremadura es la región de España con más kilómetros de frontera internacional. Es la quinta región con más superficie y paso lógico para vertebrar el sur y norte de España por el oeste, así como el centro de la península con Lisboa. Tener un tren digno significa que nuestra región puede ser mucho más competitiva en temas turísticos y poder estar en igualdad de condiciones con otras Comunidades Autónomas.

Uno de los muchos trenes averiados en los últimos tiempos (Foto diario Hoy)


Lograr la competitividad


Nuestros agricultores, empresarios, la industria existente en nuestra región, necesitan de un tren digno que le permita exportar sus productos. Necesitamos poder competir en igualdad. No podemos vivir aislados y ver cómo tenemos un lastre tanto económico como en tiempo para poder llevar nuestras mercancías (al igual que importar) a otras regiones de España o a Europa.

Por todo esto nosotros, desde Medio Penique, apoyamos sin fisuras la movilización que el pueblo extremeño va a realizar el próximo 18 de noviembre en Madrid. Estaremos presentes y animamos a todos los extremeños tanto de la región como emigrantes (que son muchos) en Madrid, que nos acompañen. Así como estaremos encantados de que nos apoyen desde cualquier zona de España que crean justas nuestras reclamaciones.

Por una vez todos los grupos políticos están unidos. Muchas plataformas como Milana Bonita, que desde aquí queremos destacar su magnífica labor que llevan realizando estos últimos meses, muchos clubes deportivos, ayuntamientos, personalidades públicas con gran peso en la sociedad y, lo que es más importante, nosotros, la sociedad extremeña, la ciudadanía, estaremos presentes.

“No me rindo. Porque no estoy solo. Porque somos muchos.” Nos vemos el 18 de noviembre en Madrid. #TrenDignoYa.


Toda la información sobre la movilización y cómo acudir a Madrid en la web www.trendignoya.es, en Twitter @TrenDignoYa y @bonita_milana, así como vídeos en la cuenta de YouTube de la plataforma. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario