martes, mayo 30, 2017

De Petra a Amán y final del viaje por Jordania

Tras una estancia corta pero intensa, en Jordania, poníamos punto y final después de la visita a Petra, el lugar más famoso del país. Pero nuestro viaje no terminaba, ya que ahora nos esperaba otra ruta por Egipto para visitar sus lugares más interesantes. De Petra volvimos a Amán por la tarde para pasar allí la última noche y a la mañana siguiente volar dirección El Cairo.

Calles de Amán
Calles de Amán, unos días antes

De Petra a Amán


Moverse por Jordania en transporte público no es sencillo. Como ya expliqué en las recomendaciones para moverse por el país, los taxis son la mejor opción en casi todos los casos. Es así como volvimos a la capital, al mismo alojamiento donde ya pasamos dos noches a nuestra llegada. 

Es cierto que hay autobuses fijos con la compañía Jet, pero únicamente hay uno al día y los horarios no nos convencían. También existen minibuses que salen conforme se llenan.

Esta vez el viaje entre Petra y Amán fue más rápido, ya que la vez anterior tiramos a través del mar Muerto y eran carreteras secundarias, en mitad del desierto y algunos tramos en obras o en mal estado. En esta ocasión cogimos una especie de autovía, aunque en España no se le podría llamar así.

Nos llamó la atención la cantidad de controles que había en la carretera. Unas 5 ó 6 veces pararon el taxi. Es una muestra de la seguridad que hay en Jordania y de que no quieren ninguna tontería especialmente en zonas más turísticas. Eso sí, en cuanto el taxista decía que éramos turistas españoles, directamente decían que adelante, sin preguntar nada. 

Taxi para recorrer Jordania
Uno de los taxis con los que nos movimos por Jordania

De nuevo en Amán


A Amán llegamos prácticamente a la hora de cenar. Repetimos el sitio en el que comimos unos días atrás, que se encontraba cerca del hotel.

Al final con el primer taxista que fuimos a Jerash el primer día, o mejor dicho con el grupo de su empresa, hicimos todos los viajes por Jordania. El último trayecto era ir hasta el aeropuerto, que tienen un precio fijo (aunque seguramente se pueda sacar por menos), lo hicimos con ellos también. 

Preparados para Egitpo


Después de desayunar en el hotel acordamos con el taxista que nos recogiera temprano para llegar al aeropuerto a buena hora. Volamos con la compañía Egypt Air, con la misma que volamos unos días después en un vuelo interno en Egipto. Es una compañía Low Cost y, aunque los aviones no es que sean muy cómodos, el servicio es bueno, ponen de comer y, lo mejor de todo, fueron muy puntuales.

Desayuno en el hotel de Amán

A partir de aquí nos esperaba Egipto, un país que nada tiene que ver con Jordania y que pudimos darnos cuenta nada más salir del avión. Una cultura totalmente distinta y un destino muy marcado, por desgracia, por los continuos ataques terroristas. Pero merece mucho la pena ir. En los siguientes artículos hablaremos de nuestra ruta egipcia.

Aeropuerto de Amán, esperando para volar a Egipto

No hay comentarios:

Publicar un comentario